4 Frases que los niños deberían escuchar de sus padres, todos los días

 

Las palabras de amor y estímulo son un alimento imprescindible para la estabilidad emocional de nuestros hijos y una base muy importante para el adulto que serán el día de mañana.

Por eso, en esta entrada, he rescatado algunas frases que nos da Miriam Aguirre en familia.com y he añadido otras:

  • Te amo/ te quiero: sin duda, es la principal. Si todos los días, pase lo que pase, les dices que los amas, les estás dando una base de seguridad emocional de valor incalculable.
  • Me haces muy feliz: ¿Cómo te sientes cuando alguien te dice esa frase mágica? Pues imagina qué gran regalo les haces a tus hijos cada vez que se la dedicas. A mí me gusta añadir: “me encanta estar contigo“, “¡disfruto tanto de tu compañía!
  • Todos los días doy gracias por ti: esta frase es muy bonita y ¡me la apunto! A mí me encanta decirles: “eres/sois el mejor regalo que Dios me ha dado“.
  • Gracias por ser como eres: esta frase la digo mucho. Con ella les hago saber que los amo y los acepto tal como son, sin condiciones. 

Hay momentos en los que vienen muy bien añadir:

  • Creo en ti/ confío en ti: sin duda, les aporta una buena base de confianza, les motiva a ser responsables y a superar sus miedos.
  • Eres capaz/ yo sé que tú puedes: hay ocasiones en que los niños necesitan ser alentados por sus padres cuando un objetivo se les hace difícil.

En caso de que no hayan logrado lo que se proponían, me gusta ofrecerles otras opciones o posibles soluciones para que sientan que realmente no pasa nada, que se puede volver a intentar o que se puede arreglar.

Con estas frases, además de beneficiar a tus hijos, también te ayudas a ti mismo porque tu dulzura y tu amor crece con estas palabras y esto hace que te sientas mejor. Además de disfrutar más de tus niños/as.

Ahora es tu turno 😉 ¿Qué te han parecido estas frases? ¿Añadirías otras?

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*